Poodwaddle 2010 Word Clock

viernes, 3 de junio de 2011

"El arte de descansar es una parte del arte de trabajar”


- Einstein se dio cuenta de la Teoría de la Relatividad mientras descansaba en una hamaca paraguaya.

- Newton descubrió la Ley de Gravedad cuando una manzana se cayó sobre su cabeza, mientras dormía una siesta debajo de un manzano.

- Arquímedes descubrió el principio físico que lleva su nombre mientras tomaba un baño de inmersión

Las personas que ven crecimiento en aquello que desarrollan han aprendido el valor del descanso, la relajación y el refresco físico, mental, emocional y espiritual.

Muchos de nuestros problemas diarios y ministeriales no se solucionan porque no le damos a nuestra cabeza, corazón y espíritu el tiempo y espacio para relajarse y pensar sin apuro.

La exigencia de lograr y hacer cosas a diario puede hacernos perder de vista que el descanso nos provee exactamente las condiciones para mejores decisiones que nos guiaran al logro.

He cometido mis mayores errores por seguir trabajando cuando estaba cansado. Algunos fueron errores irreparables. Ahora cuando veo que estoy cansado simplemente me voy a descansar. No fuerzo las cosas.

Las mejores ideas y proyectos han brotado en momentos en que tomaba mate en mi terraza disfrutando del sol de la mañana, con música de fondo y las exigencias del trabajo diario fueron dejadas a un costado.

Solo quiero mostrarte 3 ejemplos bíblicos que confirman que el descanso es parte del plan de Dios para nuestra vida, pero también que es una parte fundamental en la vida de aquellos que logran objetivos.

El primero es de Dios mismo. El Génesis dice que "Dios descanso". Si sabemos por la misma Biblia que Dios no necesita descansar es evidente que Él ha querido enseñarnos un principio a seguir.

El segundo ejemplo es Elías, quien cuando entro en pánico en medio de su ministerio no fue enviado a orar, a ministrar o pedir consejo sino simplemente fue guiado por Dios a descansar y alimentarse.

El descanso viene de Dios mismo.

El tercer ejemplo es el de Jesús, quien regularmente apartaba a sus discípulos para descansar y renovarse.

El descanso debe ser:

- Diario - Busca momentos del día donde tomarte tiempo para descansar.
- Semanal - Define un día de la semana que solo sea para descansar, mínimo un día.
- Mensual - Define un momento del mes para descansar en forma especial.
- Anual - Toma tus días de vacaciones anualmente.

Lo primero que siempre pregunto a una persona que está rodeada de problemas es si descansa y generalmente su respuesta es que no tiene tiempo.

No se da cuenta de que el descanso es la mejor inversión de su tiempo porque en esos momentos su mente, corazón y espíritu encontraran el espacio para pensar y decidir mejor.

Es paradójico que las personas que más hacen y más crecen no son personas atareadas sino personas que descansan regularmente de muchas maneras y que han aprendido a usar bien su tiempo.

Te desafío a que agregues hoy mismo en tus rutinas el descanso como un regalo de Dios para tu vida y puedas empezar a ver cambios radicales en el progreso de los proyectos que emprendes.

Incluye el descanso y veras como mejora tu trabajo. En Cristo.

Tito Robert - Ministerio Crecer

-------------------------------
¡ENCUENTRAME! SI PUEDES te adjunta algunos pasajes para tener en cuenta:

Cuando el trabajo, la familia y las responsabilidades financieras nos acosan y nos parece que todo eso es demasiado, ¡hay consuelo! Está en la Biblia, Mateo 11:28-30, "Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas; porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga".Dios nos da un ejemplo de descanso. Es importante para mantener una vida balanceada. Está en la Biblia, Génesis 2:3, "Y bendijo Dios al día séptimo, y lo santificó, porque en él reposó de toda la obra que había hecho en la creación".El descanso hace posible la adoración verdadera. Está en la Biblia, Éxodo 20:8-11, "Acuérdate del día de reposo para santificarlo. Seis días trabajarás, y harás toda tu obra; mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas. Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el día de reposo y lo santificó".
El descanso es un don de Dios y es parte de su plan fundamental. Está en la Biblia, Hebreos 4:9-11, "Por tanto, queda un reposo para el pueblo de Dios. Porque el que ha entrado en su reposo, también ha reposado de sus obras, como Dios de las suyas. Procuremos, pues, entrar en aquel reposo, para que ninguno caiga en semejante ejemplo de desobediencia".Hay descanso en su salvación. Está en la Biblia, Isaías 30:15, "Porque así dijo Jehová el Señor, el Santo de Israel: En descanso y en reposo seréis salvos; en quietud y en confianza será vuestra fortaleza".